No se ¿Qué?

YO WORKING

Hay cosas que no quiero retener, nombres que no tengo interés en aprender y lugares a los que no me interesa saber llegar. Tal vez a varios astronautas les resulte familiar, tal vez a varios transeúntes se les haga demasiado ajeno con tan sólo imaginar.

Hay historias que no dejo escapar, que disfruto de escuchar y volver a escuchar, como cuando tenía corta edad y tan interesantes y repetidas eran las historias de papá. Y en cada repetición había algo nuevo y se achicaban las distancias y los colores se hacían intensos.

Hay personas que sólo pasan, juegan y se van. Hay personas que están y de mil formas vuelven a jugar. Esas son las que me gustan más, son las que me hacen hablar, decir, expresar, inventar, bailar.

Hay momentos que se hacen infinitos y resignifican carcajadas hasta en la más intensa tristeza. Olores que se imprimen en la mente y se tatúan en el alma, caminando un poco lejos y un tanto cerca.

Hay risas profundas que escalan desde el cielo y logran que todo sea tan cruel como bello. Sonidos que mojan lagunas empapadas. Sonidos que endulzan, sonidos que empalagan. Sonidos que desgarran.

Hay miradas intactas, desvestidas, anidadas, enruladas, encriptadas, descifradas. Están ahí, subiendo escaleras y bajando montañas. Estremecidas de todo, argumentadas de nada.

Hay cosas Hay Historias Hay personas Hay momentos Hay risas Hay miradas…

Hay Nada 

Ernestina Polizzi

Facebooktwittergoogle_plusredditpinterestlinkedinmail
rssyoutubeinstagram

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

TrackBack URL

http://ernestinapolizzi.com.ar/hay-nada/trackback/

SUBIR